Hoy en dia, el cuidado mental, espiritual y corporal se ha convertido en un aspecto muy importante en nuestras vidas para alcanzar el equilibrio completo que nos permita rendir ante estos tiempos de gran demanda física y mental.

A continuación te presentamos 5 hábitos saludables que puedes comenzar a implementar en tu vida diaria hoy mismo.

1. Meditación

Para calmar la mente y lograr apreciar el aquí y ahora es necesario que te tomes unos minutos al día para meditar, respirar y liberar la mente de las tensiones o preocupaciones diarias. Recuerda que la salud no solo es física, y con tan solo unos minutos antes de comenzar el día, y al finalizarlo, podrás mantenerte en armonía por dentro y por fuera.

2. Yoga

El yoga no solo brinda beneficios espirituales: también te ayuda a mejorar la salud corporal, a ser más flexible, a desarrollar la paciencia en momentos de estrés, a mejorar los dolores crónicos en articulaciones y espalda, a reducir niveles de colesterol y riesgos cardiovasculares. Recuerda que como en cualquier otra práctica física, debes ir alcanzando niveles superiores de acondicionamiento de forma paulatina, para que tu cuerpo se vaya acostumbrando, y evites lastimarte y te sientas mejor día con día.

shutterstock_139929361

3. Alimentación

Reducir o eliminar los lácteos, las harinas procesadas y el consumo de carne hará que tu organismo lleve a cabo un proceso natural de desintoxicación, con lo que eliminarás todas aquellas toxinas que no necesitas. Añade a tu alimentación frutas, verduras, legumbres y dos litros de agua al día, para aportarle a tu cuerpo mayores y mejores nutrientes. Recuerda que tus platos deben ser coloridos.

shutterstock_67879747

4. No cuentes calorías

Las calorías son muy relativas, y no son el enemigo. Más que contarlas, debes comer lo necesario para que tu cuerpo reciba los nutrientes suficientes para sentirse bien. Toma en cuenta que, aunque muchas son las personas que cuentan calorías para evitar subir de peso, éste no siempre es un indicador directo sobre la salud. Una persona delgada y una persona con sobrepeso pueden tener exactamente los mismos problemas de salud. Así que nada mejor que una alimentación adecuada y ejercicio al menos 3 veces por semana, para que tu peso paulatinamente se vuelva estable y adecuado a tu complexión.

5. Dormir

Muchas veces, olvidamos la importancia de dormir 7 horas al día, cuando ésta es una de las funciones más importantes que lleva a cabo nuestro cuerpo al recuperarse y recargarse del desgaste físico y mental diario. Escucha a tu cuerpo: si éste te pide unos minutos de descanso extras y no interfiere con tus actividades, lo mejor es tomarlo. Descansar también es salud.

wake up