El encanto de la comida italiana está en la sencillez de sus recetas, que no solamente resultan fáciles de preparar sino que son muy saludables, pues en la mayoría de los platos se usan aceites vegetales, primordialmente el de oliva.

En este caso, para nuestra propuesta, dispusimos de una mesa en donde se usó el típico mantel de cuadros rojos y blancos, de lino, característico de las trattorias italianas, y se complementó con una vajilla blanca que descansa sobre algunos platos esmaltados en blanco y unos cubiertos de plata antigua sobre servilletas blancas que le dan un toque sofisticado a la decoración.

Ideal para una comida liviana con amigos o en familia.

Espagueti con miga de pan, limón y ajo.

Ingredientes:

  • 250 gramos (1⁄2 lb) de espagueti de buena calidad
  • 1 cucharada de sal para el agua en que va a cocinar la pasta, más 1 cucharadita para sazonar.
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Cáscara rallada de un limón y su jugo
  • 1⁄2 taza de miga de pan hecha en casa
  • 3 cucharadas de aceite de oliva
  • 1⁄4 de cucharadita de pimienta de cayena
  • 1 diente de ajo pelado
  • Pimienta recién molida
  • 1 taza de perejil liso picado

Screenshot 2015-01-22 at 14.07.38

Preparación:

Ponga agua en una olla alta y agréguele sal cuando comience a hervir. Añada la pasta y con un tenedor revuelva para que esta no se pegue. Deje cocinar el tiempo sugerido en las instrucciones del paquete.  En una sartén ponga la cucharada de aceite de oliva y tueste la cáscara de limón por unos segundos.

Añada la miga de pan y revuelva con una cuchara hasta que dore. Saque la cáscara de limón y la miga de  pan de la sartén y reserve.

Antes de colar la pasta, reserve una taza del agua en la que hizo la cocción.

Coloque  en una sartén una cucharada de aceite y dore el ajo triturado, añada la pasta colada y agregue 2 cucharadas de aceite y la mitad del jugo de limón.

Revuelva hasta que se absorba el líquido. Rocíe la pimienta de cayena (pimienta roja) y la sal añadiendo un poco del agua que reservó para que se mezclen bien los sabores. Sazone con sal y pimienta y revise si es necesario añadir más jugo de limón. Mezcle el perejil con las migas de pan y luego con la pasta. Sirva inmediatamente.